jueves, 23 de febrero de 2017

Día de Hispanoamérica 2017: “Vayan, sin miedo, para servir”

“Vayan, sin miedo, para servir” es el lema del Día de Hispanoamérica que se celebrará el próximo 5 de marzo de 2017


El primer domingo del mes de marzo la Iglesia española recuerda a los misioneros que tiene en América Latina. Es el lugar donde hay más misioneros españoles, como parece lo más lógico, porque nos sentimos más obligados con ellos: son a los que les llevamos el Evangelio y ahora no podemos ni queremos dejar de mantenerlo vivo.

Este año, la Comisión Episcopal de Misiones, ha elegido el lema: “Vayan, sin miedo, para servir”. Frase del Papa Francisco en la JMJ Brasil 2013. Es importante cada una de las tres partes de la frase: hay que salir de nosotros mismos, de nuestras seguridades, hacerlo sin miedo, porque vamos en nombre de Dios y con la compañía de la Iglesia y para servir, para ponernos, como Jesús, a disposición de la Iglesia en la misión.

Debemos ser conscientes de que nuestros hermanos creyentes que viven en aquellas tierras permanecen fieles al Señor y a la Iglesia gracias a los sacerdotes, seglares, religiosos y sobre todo religiosas, que están con ellos. Nuestra aportación, nuestra oración, nuestro recuerdo no puede ser sólo por lo que hicieron los primeros evangelizadores de aquellas tierras; hoy, ahora, hay misión, se hace misión, se vive la misión. Y nosotros también nos debemos sentir implicados.

Los objetivos del Día de Hispanoamérica son:
  • Dar gracias a Dios por el envío de tantos misioneros españoles que están gastando su vida en América Latina donde ya viven el 50% de los católicos del mundo.
  • Tomar conciencia de que el mandato misionero es para todos sin excepción y que el don de la fe sólo se fortalece cuando se transmite a quienes aún no conocen el Evangelio.
  • Recordar a los misioneros españoles que permanecen en la misión en el continente americano, y colaborar con ellos a través de la oración y de la ayuda económica. 
  • Acoger con gratitud, en nuestras comunidades eclesiales, a quienes llegan procedentes de otros países, ya sean laicos, familias, religiosos y religiosas, o sacerdotes.
Un día especial para recordar a los 31 misioneros diocesanos de Toledo acogidos en la Obra de Cooperación Sacerdotal Hispanoamericana (OCSHA); pero de manera singular a todos los misioneros y misioneras de Toledo, 98 en la actualidad, que desarrollan su labor en América Latina.


Material