lunes, 22 de mayo de 2017

Misiones Toledo respalda la construcción de la primera capilla “quinimbola” en Brasil

El próximo viernes, 9 de junio, el misionero javeriano Luis Pérez, natural de Toledo, compartirá su testimonio sobre Sierra Leona después del ébola, lugar donde como misionero ha convivido y compartido la situación de emergencia


Una capilla impulsada por Sor Piedad Guzmán Gómez, misionera natural de Quintanar de la Orden, que actualmente se encuentra en Brasil apoyando, entre otras iniciativas, a los descendientes directos en Piratini de los esclavos

Los misioneros, entregados por el Evangelio y por proclamarlo en todos los lugares del mundo, son verdadero ejemplo y testimonio de la defensa y la recuperación del sentido de la dignidad humana para millones de personas. Son, sin duda alguna, baluartes de la cooperación, fundamentada tanto en lo espiritual como en lo material, siempre arraigada en la caridad.

Ejemplo de esta entrega, con los valores evangélicos, es el trabajo que la misionera Sor Piedad Guzmán Gómez, natural de Quintanar de la Orden, está desarrollando en la Diócesis de Pelotas, en Brasil, exactamente en Piratini. Allí, con el respaldo de la Delegación Diocesana de Misiones de Toledo, se ha iniciado la construcción de la considerada como primera capilla “quinimbola” de la historia de la Iglesia Católica, que servirá para acompañar pastoralmente a los descendientes directos de los esclavos.

En un diálogo misionero, entre Sor Piedad y Fernando Redondo, de la ONG Misión América y miembro del Consejo Diocesano de Misiones de Toledo, destacaron el trabajo que realizan las Hijas de la Inmaculada Concepción en Piratini, en Brasil, así como la misionera resaltó la devoción por Ntra. Sra. de Aparecida en Brasil, advocación y nombre que asumirá esta Capilla “quinimbola”. Por su parte, Fernando Redondo señalaba cómo “los mejores embajadores que tenemos en España son los misioneros, quiénes desde la humildad y siempre desde el Evangelio, realizan grandes obras para acompañar en la esperanza a las personas más vulnerables del mundo”.


La Delegación Diocesana de Misiones, que dirige Jesús López Muñoz, como Delegado Diocesano de Misiones y Director Diocesano de OMP, trabaja para respaldar las iniciativas de muchos de los misioneros de Toledo, gracias a la colaboración de donaciones y cooperación de muchos voluntarios y amigos de la Misión. Desde Misiones Toledo está disponible, para este y otros proyectos, las cuentas bancarias de Liberbank, Banco Castilla – La Mancha (ES 98 2105/3036/54/3400038407) y Banco Popular (ES50 0075/0217/19/0600873149).

López Muñoz afirma que “el trabajo misionero es expresión de la alegría del Evangelio, de la entrega sin límites, del compromiso constante”, por ello desde la Delegación Diocesana de Misiones de Toledo “siempre se respaldan las iniciativas, en la medida de las posibilidades, que nuestros misioneros nos presentan; somos su familia y hogar misionero, somos su familia misionera y cuando llama un hermano para ayudar a otros hermanos, ahí intentamos estar”.

Sierra Leona, testimonio del trabajo misionero del Padre Luis Pérez

Desde la Delegación Diocesana de Misiones de Toledo, la Dirección Diocesana de OMP en Toledo, la ONG Misión América, los Misioneros Javerianos y la Asociación Entretejiendo adelantan la presencia del Padre Luis Pérez, misionero javeriano, en Toledo, a su regreso de Sierra Leona.

El próximo 9 de junio, en Toledo, se celebrará una eucaristía y una charla en la Parroquia de El Buen Pastor, con el título “Sierra Leona después del ébola”, en la que compartirá cómo vivió personalmente la situación del ébola y sobre todo cómo se encuentra ese país africano, abriendo la posibilidad a la colaboración y cooperación de todas las personas interesadas en apoyar los proyectos que los Misioneros Javerianos desarrollan en Sierra Leona.

Más información www.misionestoledo.org